Truhanes

DIARIO PERSONAL

Salvo excepciones, la calidad humana de un político es inversamente proporcional a lo radical de sus ideas, la velocidad de su ascenso y la altura que alcanza. Lo primero indica su dogmatismo e intolerancia. Lo segundo revela la prisa de su ambición. Y lo tercero evidencia el número de artimañas y cabezas cortadas que lo sustentan en cada nivel. La política es la forma más taimada pero eficiente de robo y dominación.

Presentación  •  Enfoque  •  Servicios  •  Artículos  •  Libros  •  Más Info  •  Contacto
JOSÉ LUIS CANO GIL  •  Barcelona   •  © Copyright