Sobre el qué y el cómo

DIARIO PERSONAL

No sólo los fines, sino también los medios expresan nuestros deseos.

Por ejemplo, si para enseñar algo a un niño debo pegarle, este método manifiesta, además de mi deseo de educarle, mi necesidad paralela -muy diferente- de agredirlo (quizá por desamor, rencor, envidia, etc.). Si para lograr un fin político pongo una bomba y mato a cien personas, demuestro que mi prioridad no sólo es la política, sino también la descarga de mi rabia, mi venganza, etc. (de las que la política quizá sólo sea un pretexto). Etcétera. 

Y es que nuestros objetivos exponen nuestros deseos conscientes, pero las vías que elegimos para ello pueden revelar anhelos más secretos. A veces los fines aparentes encubren intenciones muy distintas. O, en otras palabras, mezclamos / disfrazamos con buenos propósitos nuestros malos anhelos.

Presentación  •  Enfoque  •  Servicios  •  Artículos  •  Libros  •  Más Info  •  Contacto
JOSÉ LUIS CANO GIL  •  Barcelona   •  © Copyright