Últimos Coments:

Álvaro (Pedir perdón a lo…): Se me ocurre preguntar: ¿y qué pasa con t… 22/Feb 04:33
Álvaro (Pedir perdón a lo…): Hermoso testimonio, Menda. 22/Feb 04:28
L Atalante (Sala de Ser 2018): Quería compartir con vosotros el extracto… 21/Feb 20:13
salvador gaviota (Sala de Ser 2018): Bellísima la composición,tanto la gráfic… 21/Feb 16:53
L Atalante (Sala de Ser 2018): Hahaha 20/Feb 17:51
Sarasvati (Sobre la estupide…): Creo que toda esta estupidez, es que simp… 20/Feb 14:52
ARCHIVO
 Sala de Ser
RSS

Mis ebooks






Ver más
 Cine

Temas

Citas

Facebook



 
Último post: Últimos comentarios:
Álvaro (Pedir perdón a lo…): Se me ocurre preguntar: ¿y qué pasa con t… 22/Feb 04:33
Álvaro (Pedir perdón a lo…): Hermoso testimonio, Menda. 22/Feb 04:28
L Atalante (Sala de Ser 2018): Quería compartir con vosotros el extracto… 21/Feb 20:13
salvador gaviota (Sala de Ser 2018): Bellísima la composición,tanto la gráfic… 21/Feb 16:53
L Atalante (Sala de Ser 2018): Hahaha 20/Feb 17:51
Sarasvati (Sobre la estupide…): Creo que toda esta estupidez, es que simp… 20/Feb 14:52
10 Noviembre 2017

Sobre David y Goliat

Una militancia milleriana
Creo que sólo hay dos clases fundamentales de Psicología: la del Comportamiento y la del Corazón. En la primera podemos incluir las técnicas cognitivas y la psiquiatría, pues ambas quieren modificar las conductas. De la psicología del Corazón (dinámica, de los sentimientos) hay, a su vez, varios tipos: 1) "Light", que explora los conflictos del sujeto centrándose exclusivamente en él; 2) "Edulcorada", que hace lo mismo pero añadiendo algunos bálsamos o "distracciones" (espirituales, filosóficas...); y 3) "Ampliada", que examina el alma del individuo en relación a sus traumas familiares. Alice Miller representa, obviamente, a este último grupo. (1) Los seguidores de las terapias dinámicas "ampliadas" o, simplemente, millerianas, sabemos que sólo este enfoque nos permite comprender sin tapujos las heridas secretas del corazón, causadas por la violencia visible o invisible de los nidos familiares donde crecen. Pero somos una minoría. Como David frente a Goliat. Así que la cuestión es: ¿podrá algún día David extender su sabiduría bajo el inmenso poder del Gigante?  Sigue  
16 Octubre 2017

Al pan, pan y al vino, vino

Psicoterapia y Realismo
Todo el problema de la psicoterapia se reduce a devolver a las cosas su verdadero nombre. Llamar al pan, pan y al vino, vino. Porque uno de nuestros principales formas de autoengaño es precisamente cambiar el nombre de las cosas. Al hacerlo, las negamos, las confundimos, las maquillamos, las reprimimos en un intento de reducir el dolor que nos causan. En ello consiste la neurosis. Nos encerramos en un mundo de eufemismos y mentiras donde aparentemente  "todo está bien, todo es normal"... aunque nuestro corazón se siente infeliz y por ello genera todo tipo de síntomas "absurdos" (ansiedades, depresiones, tocs, adicciones...). La única forma de "desactivar" tales síntomas es dejar de autoengañarnos, cesar la división entre nuestra mente y nuestros verdaderos sentimientos, y volver a llamar a las cosas por su nombre. Sólo entonces nuestro corazón podrá empezar a superarlas.  Sigue  
02 Octubre 2017

La dulzura

Hace algún tiempo, un hombre que, con ayuda de la terapia, había vuelto con su ex-pareja, más tarde, con ayuda de esa misma terapia, volvió a separarse de ella, quizá definitivamente. Yo le pregunté por las razones de ello y su respuesta fue: "No tiene dulzura". ¡Dulzura! ¡Qué hermosa palabra y cuántos años llevaba yo sin escucharla! Entonces me di cuenta de hasta qué punto la dulzura parece haber desaparecido de este mundo.  Sigue  
18 Septiembre 2017

Sólo hay infancia

Algunas personas (sobre todo mujeres) se inquietan con mis escritos porque doy "demasiada" importancia a la infancia. Es decir, a la crianza, al amor y responsabilidad de los padres, a la salud emocional de la familia. Sin embargo, el término "demasiado" ni siquiera es suficiente para expresar lo que observo a diario en mis consultas y en la vida. No es sólo que la infancia es un determinante absoluto en las vidas de los seres humanos. No es sólo que la infancia jamás quedó "atrás", pues sigue viva y troquelada a fuego en nuestros corazones. Es que no hay más que infancia. La llamada "adultez" es una quimera. Nadie tiene emocionalmente la edad que indican sus documentos de identidad. Somos exclusivamente niños disfrazados de personas "adultas" repitiendo sin cesar nuestros miedos, nuestras lágrimas, nuestras iras. Es un bucle perpetuo, inconsciente e irremisible. Es -para millones de personas- un mal sueño de muy difícil despertar. Así que no importa lo que hagas. No importa si viajas a Saturno o al Nepal, si declaras guerras o amores, si eres asesino o Papa. SÓLO ERES UN CRÍO. (Y yo también). Estás atascado sin remedio en la edad que tenías cuando sufriste tus peores maltratos. Desde entonces no has crecido ni un minuto, ni un milímetro más. E ignorarlo es precisamente lo que te convierte en un loco peligroso. Pues el mundo no lo destruyen los malos y los psicópatas. El mundo sólo sucumbe a los millones de niños hechizados que, sin despertar y asumir con valentía su tragedia, se inventan pasados felices y perpetran sonámbulamente toda clase de venganzas contra el Universo.  (Texto importado de mi Página de Facebook).

Nota: Véase también este comentario.   
16 Septiembre 2017

"Agosto": un película con final feliz

En 2011 escribí una entusiasta reseña de La celebración, la mejor película sobre maltrato infantil y posterior "terapia" familiar que había visto hasta el momento. La he recomendado muchas veces a mis clientes/pacientes. Pero he visto este agosto otra, titulada precisamente Agosto (John Wells, 2013), que me ha gustado también mucho. Quizá incluso más. Porque la primera, a pesar de su realismo (o tal vez debido a éste), castiga al padre pero deja a la madre en segundo plano, como mera encubridora pasiva de los hechos. (¡Qué fácil es utilizar a papá para salvar a mamá!). Pero en Agosto el personaje nocivo principal es precisamente la madre. (1)  Sigue  
 
Página Facebook:
JOSÉ LUIS CANO GIL© Copyright   Motor: Pivotx
JOSÉ LUIS CANO GIL© Copyright
  Motor: Pivotx
Blogalaxia   Paperblog  psicólogos en Barcelona (ciudad) y Barcelona